El deporte en mi vida

Siempre pensé que era vaga por naturaleza.

No he sido nunca de practicar deporte con asiduidad. Sí, vale, de pequeña fui a clases de tenis, de aerobic… nada que durara más de un curso o dos, nada que de verdad me enganchase lo suficiente para llevar una vida deportiva activa.

Eso sí, de andar sí he sido. Disfrutaba de los paseos por el monte, y no me quedaba otra que andar cada día 20 minutos al instituto o al pueblo para estar con mis amigos. Esos 4 o 6 viajes al día ya hacían que algo me moviese.

A pesar de ello había un hueco grande en mi vida para el deporte, pero no era capaz de llenarlo con algo que me atrapase de verdad. Ojalá lo hubiese descubierto e incorporado antes a mi vida, porque ahora no puedo vivir sin él.

fitness-1677212_1920.jpg

Hace dos años que el deporte entró en mi vida. Sí, sólo dos años. Cuando estaba en pleno proceso de mejorar mi relación conmigo misma esto era exactamente lo que necesitaba: recuperar a confianza en mí misma. ¡Qué duro parece empezar una rutina deportiva sin haber hecho nada en tu vida! Aún y todo me armé de valor.

Al principio no quería ni pensar en hacer cosas al aire libre, en clases o en un gimnasio. ¡Qué vergüenza por favor!. Cuando empiezas sientes que no eres suficiente y evitas que nadie te vea sufrir. Decisión totalmente equivocada, porque lo mejor es que te apoyen y te ayuden, se lleva mucho mejor el camino.

Empecé a buscar qué podía hacer sola en casa y encontré vídeos de fitness sencillos para principiantes para los que apenas necesitaba material para entrenar. El primer día no podía seguir apenas la clase… Y estuve 4 días sin poder sentarme y levantarme con normalidad. El segundo día fue matador… Con sus 3 días correspondientes de agujetas incluidas. El tercer día fue intenso, y otros 2 días de agujetas incluidos. Pero después de unas semanas de entrenamiento, de repente, desaparecieron. Y cuando pasó un mes, apareció el gusto por el trabajo duro.

Entonces supe que estaba preparada, preparada para algo más fuerte, algo que me hiciera sentir llena de fuerza y decisión. Así que incorporé los HIIT a mi vida o Entrenamientos por Intervalo de Alta Intensidad. En veinte minutos lo das todo, todo lo que tienes. Es liberador y muy entretenido. Ganas fuerza y resistencia en muy poco tiempo y eso te hace ver los progresos rápido y aumentar la seguridad en ti mismo. Eso sí, hay que tener mucho cuidado de qué rutinas y vídeos se siguen ya que hay ejercicios que pueden ser altamente lesivos. No te fíes de influencer o de cualquier cosa  que veas, seamos críticos y busquemos información, está nuestra salud en juego. Busca profesionales del entrenamiento deportivo, muchos comparten en redes ejercicios recomendables y vídeos, pero recuerda que cada uno somos un mundo, escucha tu cuerpo y pregunta a tu médico.

sport-2264825_1920.jpg

A medida que fui mejorando, fui adquiriendo nuevos materiales para el entrenamiento: mancuernas, cintas elásticas… Junto con el yoga, es mi forma de trabajar el cuerpo favorita.

Si estás empezando te aconsejo que te apuntes con gente de tu mismo nivel a clases en algún gimnasio, y si vas a hacerlo en casa búscate una persona con la que puedas entrenar, eso te dará la motivación y el compromiso suficiente como para mantenerlo a largo plazo. En mi caso, entreno con mi pareja la mayoría de los días. Así, cuando no me apetece él tira de mí, y al revés. Compartir siempre hace que vivamos todo más intensamente y con más plenitud.

Ten siempre tu objetivo claro, no dejes que se emborrone y lo pierdas de vista. Los resultados del ejercicio dependen de la intensidad sí, pero sobre todo de la constancia. A lo largo del proceso me desesperé incontables veces porque no veía resultado aparente en la estética de mi cuerpo. El primer resultado visual lo vi a los 6 meses, justo cuando entendí que la finalidad real de entrenar no era verme con una figura modelo, sino darle a mi cuerpo la actividad que necesita para estar saludable y feliz.

running-573762_1920

Acuérdate de que debe ir acompañado de una dieta saludable.

¿Y tú? ¿Le estás dando a tu cuerpo el movimiento que necesita?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s